fbpx
interiores organicos

Interiores orgánicos: una tendencia natural que crece

La llegada del fin de siglo ha producido grandes transformaciones en el entorno social en el que nos movemos cotidianamente. Entre ellas, se destacan algunas de las medidas más importantes para revertir el deterioro del medio ambiente favoreciendo la conciencia en la importancia de su cuidado. Esto ha llevado, además, a grandes cambios en la forma de concebir la construcción y el diseño de interiores, transformando la arquitectura y el interiorismo. En esta ocasión, nos interesa hacer referencia a los interiores orgánicos, una tendencia que no para de crecer.

¿En qué consisten los interiores orgánicos?

 

Con inspiración en las maravillas de la arquitectura natural, los diseñadores industriales e interioristas han dado con soluciones de interiorismo orgánico que nos acercan los colores, las formas y las texturas que emanan de la faz de la tierra.

El diseño orgánico es un movimiento que tuvo su primera fase de desarrollo entre 1931 y 1960. Luego, tomó su segundo aire a comienzos de la década de 1990 y con mayor fuerza en los días que corren. Es un enfoque holístico y humanizador del diseño. Su método de trabajo ha sido planteado como el desarrollo de soluciones enlazadas de manera que la totalidad de un esquema arquitectónico se pueda unificar para generar un efecto mayor que la sola suma de las partes.

En este enfoque es crucial la forma en que los elementos individuales -los objetos, los muebles, entre otros- conectan visual y funcionalmente con el contexto interior de las oficinas. Hacia principios de los noventa, con un mayor conocimiento de la antropometría y la ergonomía, como así también los nuevos avances en el diseño asistido por computadora, las creaciones orgánicas pudieron emerger con mayor fuerza, sin importar el material de base. Uno de los grandes potenciales del diseño orgánico en las oficinas tiene que ver con su capacidad de conectar con el usuario de una manera subliminal, apelando a sus sentidos y sus emociones, a su sentido de belleza natural.

Las características del diseño orgánico de interiores

 

El orgánico es un diseño pensado como un producto intuitivo y en la búsqueda de lo particular. Eso hace que tienda a la forma múltiple, dinámica e independiente con respecto a la geometría elemental. Por eso, siempre que se quiera hablar de arquitectura orgánica, es indispensable tomar como referencia el parámetro racional. Los diseñadores orgánicos sostienen que se trata de poner en duda la tradición del pasado y dar lugar a lo nuevo.

Este dar lugar a lo nuevo, en el ámbito de las empresas, las oficinas y los espacios comerciales, hace referencia a una concepción desde la cual se entiende la importancia que el contacto con la naturaleza tiene para la salud y el bienestar de las personas. Es por eso que muchas personas que comienzan a introducirse en el interiorismo orgánico lo hacen a través de la incorporación de plantas diversas y jardines verticales. También tiene que ver con mueblería fabricada con materiales sintéticos, donde el cuidado del medio ambiente pueda ir de la mano con diseños originales y modernos, para desterrar la idea de que una cosa quita la otra.

 

Si quieres saber más acerca de distintos tipos de diseños de interiores, en Ivory podemos ofrecerte el asesoramiento necesario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *