Skip to content

Cómo iluminar de manera fácil una oficina

iluminar una oficina

En conceptos generales, el diseño de iluminación debe resolver necesidades como la seguridad, el confort, resaltar el diseño arquitectónico e interior o crear un ambiente agradable, sin embargo, cuando se trata de iluminar una oficina, hay que añadir algunos puntos a los nombrados anteriormente, con el fin de que dicha iluminación facilite el aumento de la productividad de la empresa que contrata al profesional.

Hasta hace pocos años la iluminación de una oficina consistía únicamente en colocar tubos fluorescentes en serie para alumbrar los puestos de trabajo; actualmente hay infinidad de factores a tener en cuenta, desde el mobiliario y los materiales arquitectónicos hasta la cantidad y la calidad de luz que debe utilizarse para el tipo de actividad que se vaya a realizar.

Antes de iniciar un proyecto de iluminación en una oficina es crucial tener algo de información como el tipo de trabajo que se va a realizar, el número de trabajadores, la ubicación de todos los puestos de trabajo y el mobiliario…cuanta más información mejor.

Iluminar una oficina de manera correcta

La mayor parte de la población pasa gran parte de su día a día en el puesto de trabajo en el interior de una oficina, por ello la iluminación tiene tanta importancia.

La luz afecta a todos los sentidos y por lo tanto al estado de ánimo. Una buena iluminación puede mejorar notoriamente la calidad de vida y la productividad en el trabajo.

Es muy importante saber diferenciar entre iluminación general, iluminación puntual e iluminación ambiente o decorativa, por ello a continuación vamos a señalar algunos aspectos importantes de cada uno de estos tipos de iluminación con sus ventajas e inconvenientes.

Cuando se habla de iluminación general, se refiere a la que está diseñada con el fin de iluminar una oficina en este caso, de forma homogénea la totalidad del espacio. Esta iluminación suele aparecer mediante luminarias bien empotradas o suspendidas y siempre por encima de los ojos.

Hay que tener en cuenta que actualmente la mayoría de oficinas cuentan con un alto número de ordenadores y monitores y es muy importante poder evitar los reflejos en dichas pantallas, es por eso que se recomienda que la iluminación sea difusa, así como situar las luminarias a la mayor altura.

La gran ventaja de este tipo de iluminación es la versatilidad de los puestos de trabajo, ya que permite cambiarlos cuando sea necesario sin problema.

Por otro lado, otro aspecto a tener en cuenta ala hora de iluminar una oficina es que con cierta facilidad se puede conseguir un nivel de iluminación media y para poder conseguir un alto grado de iluminación habría que ampliar el número de puntos lo que eleva el coste del consumo y de la instalación además de crear un ambiente muy monótono que influiría en la productividad.

Por eso, es importante añadir a este tipo de iluminación algo de iluminación puntual en los puestos de trabajo.

iluminar una oficina

iluminar una oficina

Por iluminación puntual se entiende una luz más intensa y centrada en una zona o espacio reducido, al contrario que en la iluminación general. Para poder realizar el uso de este tipo de iluminación en oficinas obliga a saber desde el inicio la ubicación de cada puesto de trabajo dentro de la totalidad del espacio.

La gran ventaja con este tipo de iluminación es que permite adaptar la cantidad y el tipo de luz a cada puesto de trabajo dependiendo del trabajo que se vaya a desarrollar. Iluminar una oficina no es tan sencillo.

Esta iluminación se puede realizar de dos formas distintas, o bien desde el propio puesto de trabajo con lámparas o luminarias móviles, con el típico flexo sobre el que actualmente hay infinitas variaciones o bien mediante luminarias de suspensión descolgadas. Esta iluminación debe ser preferiblemente con un ángulo de luz cerrado y concentrado sobre la mesa y a poder ser que dicha proyección se realice de forma lateral.

El gran inconveniente de este tipo de iluminación es que aporta poca flexibilidad al espacio una vez realizada la distribución y la ubicación de los puestos de trabajo.

iluminar una oficina

Actualmente, y sobre todo desde que los sistemas de iluminación led permiten realizar múltiples variaciones que hasta el momento eran complejas e incluso en ocasiones imposibles de realizar, el uso de iluminación decorativa se ha extendido considerablemente.

Se puede entender por iluminación decorativa aquella iluminación que no se utiliza para el trabajo como tal si no, más bien aquella que está destinada a los elementos estéticos y decorativos, con fines más comerciales y enfocada especialmente a futuros clientes. Es decir, su principal objetivo es puramente estético dejando de lado los fines funcionales.

Es muy bueno poder explorar con nuevas formas y posibilidades de iluminación Led y poder explotar las alternativas que ofrece, pero también hay que ser muy cuidadoso en lo que a oficinas se refiere, para evitar cualquier tipo de destellos o molestias visuales que interfieran y dificulten la productividad de los trabajadores.

Desde Ivory, tras una amplia experiencia en lo que a diseño de oficinas se refiere, hemos utilizado los distintos tipos de iluminación en cada una de ellas, para ver todos los proyectos no dudes en entrar en nuestra página.

iluminar una oficina

iluminar una oficina

iluminar una oficina

iluminar una oficina

Referencias: Pinterest_com, Ivory-mgmt_com

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *